Marqués de Tamarón || Santiago de Mora Figueroa Marqués de Tamarón: 2019

viernes, 8 de febrero de 2019

Julián Marías y el antiespañolismo

Citas proscritas. II


Julián Marías (foto de Bernardo Días para El Mundo).

   "En estos últimos años se ha desatado entre españoles una curiosa forma de antiespañolismo que ronda con la histeria.[...] Sería conveniente hacer un experimento mental: imaginar cuál sería la situación de una región determinada, dentro de veinte años, por ejemplo, si se realizaran los proyectos de los que pretenden desgajarla del conducto hispánico, encerrarla en sí misma, reducirla a lo meramente particular. [...]

   En los primeros meses de 1936, nos decía Ortega a un grupo de sus discípulos: «Siempre que vean ustedes algo absurdo (platos de ternera sin ternera, cuchillos sin hoja ni mango), busquen ustedes, y casi siempre encontrarán un intelectual resentido.»

   En muchas ocasiones, ni siquiera hay que buscarlo: se presenta directamente, con todos sus atributos."


   Julián Marías, Una forma de antiespañolismo, ABC, 12 de Agosto de 1988


Enlaces Relacionados:

Don José Ortega y Gasset y el sufragio universal. Citas Proscritas I
Citas desde la caverna (VIII)El vizconde rijoso y el mitómano rijoso.  (Citas desde la caverna: VIII)Citas desde la caverna (VII)
Citas desde la caverna (VI)
Citas desde la caverna (V)
Citas desde la caverna (IV)
Citas desde la caverna III
Más citas desde la caverna
Citas desde la caverna







martes, 22 de enero de 2019

Una rara avis

   Nunca me habían hecho una alabanza tan grata como ésta: “Tamarón es una rara avis – un cruce entre halcón y lechuza – que desafía los tópicos”. Lo dice Fidel Sendagorta en la reseña aparecida en la Revista de Occidente de Enero, 2019. En ella recoje la esencia de lo tratado en esta bitácora durante los últimos años, y la ve concentrada en la frase brillante de Nicolás Gómez Dávila: "El reaccionario no es un soñador nostálgico de pasados abolidos sino el cazador de sombras sagradas sobre las colinas eternas".

   Cazador es el halcón, y también la lechuza. Ésta, además, es sabia y por eso acompaña a Minerva, diosa tan sabia como guerrera. Aunque ya Hegel avisó que la lechuza, o más bien el mochuelo – no en vano Athene noctua de nombre científico – no emprende el vuelo hasta el anochecer. Lo que es tanto como decir que una época de la Historia no se entiende hasta su final. No fue Hegel muy optimista aquí. Sendagorta lo es aún menos. Y yo tan sólo puedo serlo mínimamente, y en atención al animal totémico que me asigna mi amigo ahora en ultramar.

   Pero más vale dejarle la palabra a él, capaz de aunar la amabilidad con el ingenio desde su atalaya en Harvard, tal vez bajo el amparo de Santayana, cuya sombra de seguro deambula por allí. 









































Enlaces Relacionados: